Las áreas creativas de las empresas están orientada a lograr que sus productos estén llenos de atributos y virtudes que satisfagan las necesidades de los consumidores, logrando abrirse un espacio en el competido mercado y en el corazón del cliente final.

Es indispensable comprender que el envase se convierte prácticamente en parte integral del producto, puesto que en este se contiene, se guarda, se unifica y se protege, y termina, en algunos casos, siendo la cara visible en el momento de la venta. De tal forma se afirma que su función no es exclusivamente la de presentar el producto con una óptica de llamativo marketing, sino que convive con el objetivo logístico de procurar preservar sus condiciones hasta el final del proceso. Las cajas, las envolturas, los frascos y las latas, son algunos de los posibles envases.

Es indispensable considerar que tanto el envase, el empaque y el embalaje, deben responder a unas políticas de etiquetado, unas provenientes de aspectos normativos, y otras por disposiciones propias de la empresa y del canal de distribución. El objetivo de ello es lograr la correcta identificación de las mercancías, para de este modo evitar confusiones en su movilización y almacenamiento; comunicar cuales son los componentes de la carga para darle la disposición y manejo adecuados; advertir sobre riesgos que puedan presentarse en su manipulación, y poner en marcha las políticas de visibilidad y trazabilidad de la carga.

Conociendo estas características podrás definir el tipo de embalaje para manipular la carga,considerando los siguientes factores:

  • Tipo de Protección que requieren los productos ante los riesgos, (mecánicos, térmicos, climáticos, biológicos, de contaminación y químicos).
  • Exigencias logísticas a las que se enfrenta el producto, (modos y medios de transporte).
  • Aprovechamiento, optimización y economía del espacio.
  • Equipos requeridos para la manipulación, (montacargas, carretillas).
  • Materiales primarios, (cartón corrugado, madera, polietileno).
  • Materiales y recursos secundarios, (zunchos, grapas, vinipel, esquineros, burbuja, espuma).
  • Equipos requeridos para el empaque.
  • Materiales permitidos por parte de las autoridades para los empaques y embalajes.
  • Normatividad relacionada con etiquetado.
  • Requerimientos de identificación de la carga.
  • Pertinencia y Costos relacionados, (relación costo-beneficio).

En winterborne podemos ayudarte con el diseño de tu empaque de acuerdo a tus productos.

Contáctanos y te brindamos la información que necesites.