4.- Impacto de Estante

Desde el punto de vista de una persona dentro de una tienda de autoservicio, los productos nunca están solos. De la misma manera, debido a la distancia en la que se encuentran en los estantes, tampoco es algo que se vea con gran detalle.

Cuando los productos estén acomodados en columnas y filas, la percepción es la de un patrón “de cosas”. Sólo cuando el comprador localiza un patrón atractivo es cuando decide dar un vistazo más cercano al producto.

Las tiendas lo llaman “impacto de estante” y es por sí mismo uno de los más grandes factores a tener en cuenta para lograr buenas ventas.

El impacto de estante es algo que debes de probar y explorar a la hora de realizar el diseño de tu empaque. Lo mejor que puedes hacer es imprimir pruebas y colocarlas en un estante al lado de productos de tu competencia.

Haz pruebas con otras personas y localiza el diseño distintivo que pueda funcionar mejor a tu producto a la hora de estar “esperando” a que pase el posible comprador. Te vas a quedar impresionado ya que muchas veces un diseño que luce espectacular cuando se encuentra solo sobre una mesa, puede “fundirse” y “perderse” cuando se encuentra rodeado de sus competidores.