Llámanos (55) 5312-6364/(55) 5312-6344/(55) 5300-6783

La practicidad de tu empaque tiene que ver con su forma, su tamaño y su funcionalidad no solamente la envoltura o la etiqueta. Entre más práctico sea un empaque, las ventas tienden a incrementarse.

El simple hecho de “voltear” la botella detonó las ventas de la salsa cátsup de Heinz en un momento en que esa industria atravesaba una de sus peores crisis.

Sin embargo, esta practicidad tiende a ser uno de los elementos más ignorados en nuestra industria por la sencilla razón de que el cliente siempre prefiere los “probado y confirmado”; los empaques a los que ya se ha acostumbrado la gente en vez de intentar nuevas versiones.

Tal vez no vayas a inventar la próxima botella de cátsup, sin embargo, no pierdas de vista el tema de ser lo más práctico posible y hacer que tu producto sea más fácil de usar, trasladar o almacenar.