Estamos en plena época navideña, donde las marcas aprovechan la temporada para aumentar sus ganancias. Cualquier empresario debe saber aprovechar la emotividad y el flujo de dinero que producen estas fechas, ya sea para lanzar un producto o para reforzar el posicionamiento de la marca. Por eso, te compartimos algunas estrategias de mercadotecnia que debes considerar al momento de elegir tu empaque.

Crea un ambiente navideño
Lo más importante es emocionar a los consumidores con el espíritu de la Navidad. Adapta tu decoración, e incluso, la imagen de tu marca (como tu logo o tu eslogan) a los temas y personajes típicos de la temporada. Una buena opción es agregar algún olor característico a tus tiendas o sucursales,

Entrega regalos especiales
Elabora pequeñas cajas o bolsas decoradas en las que incluyas artículos como jabones, dulces y chocolates, o muestras de tus productos; así, podrás dar a conocer tu oferta de una manera personalizada. Es necesario que delimites fechas y condiciones para dar estos obsequios y que se las hagas saber a tus clientes, sin embargo te recomendamos que se los entregues a todos tus compradores.

Dentro del paquete incluye una nota (donde puedes poner el nombre de la persona) agradeciendo su compra e invitándolo a visitarte nuevamente, con frases como “tú eres parte de nosotros”o “felices fiestas te desea…”, así como la posibilidad de envolver sus regalos con motivos navideños.

Ofrece descuentos y promociones
Aunque en esta temporada los consumidores buscan gastar, siempre serán seducidos por los descuentos y las ofertas que les ayuden a ahorrar y les proporcionen un valor extra. Además de disminuir tus precios, puedes dar cupones de descuento.

Cómo hacer una campaña emocional
Existen algunas recomendaciones que, según los expertos, pueden ayudarte a perfeccionar tu estrategia durante estas fiestas de fin de año y aprovechar el poder de las emociones para consolidar tu marca. Pon atención:

– Lo primero es determinar tanto la personalidad, como las necesidades y deseos de tus potenciales clientes, para saber con quién tratarás y cómo debes hacerlo.
– Luego, haz una lista con aquellas emociones que tus clientes podrían relacionar con tu marca. Utilízalas y poténcialas en todos tus productos publicitarios.
– El paso siguiente es determinar cuáles son tus objetivos, qué es lo que buscas con tu campaña: ¿más compradores? o ¿posicionar tu marca en el mercado? Ello te permitirá idear una estrategia de comunicación utilizando una serie de palabras acorde con las emociones elegidas.

Con información de Entreprenuer

En winterborne podemos ayudarte con el diseño de tu empaque de acuerdo a tus productos.

Contáctanos y te brindamos la información que necesites.